Operadores:  Noticia de actualidad


El contrato abarca el período de pruebas de trenes y los tres primeros meses de marcha comercial

La Consejería de Fomento y Vivienda de la Junta de Andalucía ha adjudicado a Kapsch, antes Telvent, el mantenimiento previo de las instalaciones de sistemas del tren tranvía de la Bahía de Cádiz en el tramo comprendido entre Chiclana de la Frontera y San Fernando, por importe de 356.900 euros. Este contrato permitirá mantener las instalaciones de sistemas en un estado adecuado para el inicio de la explotación comercial.


Adjudicado el mantenimiento de los sistemas del tranvía de la Bahía de Cádiz
 
 
 

(28/03/2017) Kapsch se ha encargado de la construcción de la totalidad de las instalaciones de seguridad y comunicaciones, así como las de apoyo a la explotación del tren tranvía. El plazo durante el que llevará a cabo este servicio incluye el período de pruebas de trenes más los tres primeros meses de marcha comercial.

A través de este contrato se llevarán a cabo tareas de conservación de las instalaciones de señalización ferroviaria, comunicaciones y del sistema de información al viajero, aunque también incluye las labores de apoyo a las pruebas y a la Agencia de Obra Pública en las tareas previas a la puesta en marcha comercial.

En la actualidad, estas instalaciones se encuentran completamente terminadas y probadas sin trenes, por lo que resta por comprobar su comportamiento y su funcionalidad con las unidades en circulación. También se tienen que llevar a cabo las pruebas de interfaz en el punto de conexión entre el sistema de señalización propio del tren-tranvía con el sistema de señalización de Adif.

El mantenimiento de las instalaciones de sistemas se llevará a cabo durante las fases previas al inicio de la explotación comercial, que incluyen la formación de los trabajadores, los ensayos del operador y las simulaciones comerciales o pruebas en blanco.

Estas labores también contemplan un plan de mantenimiento preventivo reducido, así como las acciones de conservación correctiva necesarias para solucionar las averías que surjan durante el periodo de pruebas, con un stock mínimo de repuestos para el inicio de la explotación.